Compartir tu sonrisa

Al compartir eres feliz. La felicidad implica salir de ti mismo para mirar al otro. El otro da problemas y tambien hace que la felicidad crezca.

Compartir

Se es más feliz cuando uno está abierto a los demás. Las personas que, por miedo o por egoísmo, están mirando sólo su ombliguito hace tiempo que dejaron de ser felices.

El otro: problemas y da felicidad

La felicidad implica salir de ti mismo para mirar al otro. El otro es el que, paradójicamente, nos puede dar mil problemas y, al mismo tiempo, es el que nos permite que nuestra felicidad crezca.

Ojo, esto es válido en terreno personal (con el conyuge, con los hijos, con los amigos) y en terreno profesional. Ese compañero de trabajo que siempre me mete en mil marrones, es el que, cuando me hace salir de mi zona de comodidad, me hace crecer. Y ese crecimiento es el que me lleva a ser más feliz.

Mi sonrisa, ¿mía?

Por eso me encanta este proverbio del Tibet: “La mitad de tu sonrisa es para ti y la otra mitad, para el mundo”. Porque mi sonrisa no puede ser toda entera sólo para mi. La mitad es para mi. La otra mitad es para el mundo.

Nuestros maestros los niños

Acaban de terminar las Navidades. En esos días, los que de verdad disfrutan y son felices son los niños y los que se vuelven un poco niños. Porque sólo cuando compartimos nuestra sonrisa (ante el Asombro, ante lo que esperamos), sólo entonces, somos felices.

¿Te atreves a volverte un poco niño? ¿Quieres comenzar el año siendo una persona feliz? ¿Te atreves a “compartir” tu sonrisa? ¿Te atreves a crecer un poco más, saliendo de tu zona de comodidad? Cuando comentas, me haces muy feliz. Sabes que me encanta leerte.

Últimas entradas

Compararse y Autoexigencia

Compararse con otros ¿Sabes? Estoy convencida que, en estos días pasados de confinamiento, ha surgido la…
Ver entrada

Tras mi octavo cumpleaños: tres factores

Factores El Sábado pasado fue mi segundo cumpleaños. Cumplí 8 años. No sé si lo sabes.…
Ver entrada

Vivir: vive el hoy

Reflexión Vivir. Hoy, Viernes Santo, es el día idóneo para escribir esta reflexión. Estoy observando que…
Ver entrada

Confía: Todo es para bien

Rey y súbdito Hace tiempo, vivía un rey que no creía en la bondad de Dios.…
Ver entrada
No Comments

Deja un comentario